La escuela en España en los años 40-50 del siglo XX

“Impasible el alemán” 

Narración: Agustin Garrido

La escuela
00:00 / 05:02

Fue uno de los misterios que adquirió carta de naturaleza entre los alumnos de Primaria de Jarandilla de la Vera, en los años 50-60. En realidad, más que un misterio fue un error, que nadie se preocupó de aclarar, por lo que a los ojos de los niños siguió siendo un misterio.

Durante varios cursos de Primaria, a la llegada a la escuela se cantaba el “Cara al Sol” con música y letra aprendidas de oído, lo que daba lugar a frecuentes discrepancias. Además, la letra del “Cara al Sol” tenía algunos términos o expresiones que no eran fáciles para los chavales, por ejemplo:” impasible el ademán, estaban en nuestro afán…. “el impasible” no podía ser el ademán, pensábamos los chavales, porque no había ningún país que se llamara Ademania, luego, no puede haber ademanes, por tanto, había que decir: impasible el alemán…

No sé cuándo ni cómo se aclaró que “el impasible” tampoco era el alemán. 

La escuela pública de España salió de la Guerra Civil en unas condiciones lastimosas y su situación siguió siendo lamentable en los años 40-50.

Contraria a la coeducación, basada en los principios del nacional catolicismo, memorística, confesional etc..., tenía como objetivos más importantes el dominio de: la lectura, la escritura y las “cuatro reglas”.

La enseñanza la impartía un colectivo con poco reconocimiento social, escasa cualificación y mal retribuidos: maestros y maestras, como: D. Emiliano, D. Pedro, D. Julio, D. Ignacio, Dña. Teresa… Además el absentismo escolar era muy elevado. La escuela no podía ofrecer una educación digna.

En Jarandilla a mediados del siglo XIX había un maestro para niños que cobraba 8 reales al día y una maestra para las niñas que recibía 5 reales al día. Es decir, 2100 pesetas y 1500 pesetas al año respectivamente.

Otras fotografías de la exposición "Un Paseo por la Memoria"